20 años de «Panic Room», el thriller psicológico feminista de David Fincher

Hace 20 años el maestro David Fincher creo una de sus películas más interesasntes pero muy olvidada entre su filmografía: «Panic Room» un thriller feminista que merece ser más vista.

Hace 20 añoas llegó a los cines una cinta dirigida por el peculiar David Fincher, un filme que entra en esas lineas de un cine oscuro, engañoso donde sus personajes son intrigantes y, a menudo, tienen una tarea de desentrañar misterios, como lo venía trabajando a finales de los noventa. Las historias de Fincher son retorcidas, con sus finales son impredecibles, y que a lo largo de los años terminan siendo de culto.

Conocida también por su título original “Panic Room” es una cinta dirigida por el ganador del Globo de Oro Fincher, protagonizada por tres ganadores del Oscar Jodie Foster, Jared Leto y Forest Whitaker, además de incluir a una jovencísima Kristen Stewart. La película retrata la vida de una mujer recién divorciada llaamda Meg, que busca un nuevo apartamento en Manhattan, New York junto a su hija de 11 años, Sarah la cual padece de diabetes.

Estos terminan rentando una casa que pertenecía a un antiguo millonario el cual instaló un salón del pánico el cual está cubierta de hormigón y barras de acero de 6 centímetros por todos lados, y hay una puerta de acero grueso también hay un amplio sistema de seguridad con múltiples cámaras de vigilancia y megafonía la cual permite comunicarse con el exterior desde la sala.

Cuando Meg se despertó en la noche para usar el baño, vio a unos hombres en la cámara de vigilancia y ella y Sarah corrieron a la sala de emergencias. Para obligarlas a salir los hombres tratan todo tipo de artimañas para tratar de que estas salgan de la habitación. Mientras tanto Meg conectó la línea principal y llamó a su exmarido Stephen. Mientras trataba de explicar su situación, el intruso cortó la línea y terminó la llamada abruptamente. 

De acá en más esto se tornará en un conflicto entre los ladrones para entrar a la habitación y Meg tratando de salvarse y salvar a su hija. Pronto a cumplirse 20 años de su estreno cabe recordar que la película fue alabada por la crítica a la hora de su estreno pero un completo fracaso en taquilla, la misma tiene puntos muy álgidos como los diálogos que buscan profundizar en los personajes manteniendo el misterio de ese modo no se pierda el suspenso, pero también utilizando la comedia (En especial el personaje de Jared Leto, Junior) para generar puntos de quiebre y no se denote el filme demasiado pesado alejándose de otras películas del género así como sumarle la atmósfera claustrofóbica.

Los antagonistas difieren mucho entre sí algunos queriendo recurrir a la fuerza mientras otros buscan limitarse al diálogo, generando una dinámica interesante mientras que, aunque las protagonistas no cuentan con un grandísimo y complejo arco argumental terminan por cumplir sus objetivos.

Kristen Stewart da los primeros vistazos de su calidad como intérprete y vemos una excelente Jodie Foster en uno de los géneros que mejor se le da, el suspenso, dando una actuación cautivadora la cual te pone de lleno en los zapatos de una madre que haría todo por su hija. David Fincher y su equipo utilizan planos secuencias para conectar de buen modo las escenas y mostrar a profundidad el escenario, la casa en este caso, generando una dirección de fotografía muy estilizada.

A pesar de no contar con grandes elementos de cintas previas y posteriores como la carga moral y filosófica de Fight Club (1999), las figuras psicopáticas tan reconocidas de Seven(1995) o Zodiac (2007) o la exploración a los cambios sociales derivados de una red social como en The Social Network (2010) pero el filme sigue siendo sumamente efectiva generando una angustia durante toda la cinta y siendo incluso a 20 años de su estreno continua sumamente disfrutable, disponible en HBO Max. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.