Carter | Review

En medio de una pandemia, Carter se despierta en una habitación sin saber quién es ni cómo llegó allí. Todo lo que tiene es un dispositivo en la parte posterior de su cabeza, un explosivo insertado en su boca y una voz en su oído.

Carter (2022)
Puntuación: ★★½
Dirección: Jung Byung-gil
Reparto: Won Joo, Lee Sung-jae, Jeong Sori, Kim Bo-Min, Camilla Belle y Mike Colter
Disponible: Netflix

El filme relata la arriesgada misión de un agente especial luego de que le hayan quitado su memoria. Durante su misión, Corea del Sur y Corea del Norte están viviendo un virus por lo que a Carter, protagonista, le comunican por un implante en su oreja a donde se tiene que dirigir y a quién debe matar para concluir la misión asignada antes de perder la memoria.

Considero que lo primero a resaltar del largometraje son sus movimientos de cámara. Desde el inicio de la película nos deja estupefactos con el excelente uso de cámara; y no es solo hablar de sus tomas, sino también de la sensación como si se tratara de una misma cámara durante toda la película. Los efectos utilizados en la transición de las cámaras para seguir la continuidad son excelentes, utilizando primer plano en su mayoría, mezcladas con tomas aéreas que nos deja atónitos el pensar cómo fueron realizadas. Y claramente, siempre una película de acción asiática tiene su esencia, lo cual en el filme se muestra de una manera muy estratégica para darle vida a la narrativa.

Tiene aires del clásico Memento, de Christopher Nolan, con un poco más de acción y escenas sangrientas. No es el tipo de película que deja al público con cuestionamientos filosóficos, o de que no se logra entender con facilidad el punto clave de la película; al contrario es una película que, igualmente, típica película asiática, explica todo con mucha claridad y no deja al espectador con un análisis profundo.

A mi criterio, la película tiene excelentes montajes, muy buenos efectos especiales, algunos se evidencian un poco simples, sin embargo, son atractivos al tema visual del filme. Claro está que la película es muy exagerada en muchos aspectos y además se muestra un tanto predictiva. Tiene, incluso un guion muy simple, no es algo sobresaliente de la película.

Contiene mucho ingenio en su historia, mostrando la vida durante la aparición de un virus y el comportamiento del ser humano en esos casos, en donde cuesta tener la confianza con los demás, y en donde a veces podemos percibir las cosas como si no tuviéramos una idea clara de con quienes convivimos, pero igual intentamos confiar en los demás a ciegas, pero siempre intentar dudar. La inocencia también de los niños usados para conseguir una cura al virus, la crueldad del ser humano junto a su infaltable egoísmo va ligados al guion y al proseguir de la película; la cual recomiendo bastante de ver, no será la película con los mejores efectos o la mejor historia, pero lo transmite a una ficción bastante sugestiva. 

Leave a Reply

Your email address will not be published.