Mothering Sunday | Review

Adaptación de la novela de Graham Swift con un reparto estelar donde destacan Odessa Young y Josh O’Connor en un filme que nunca encuentra un tono atractivo.

Mothering Sunday (2021)
Puntuación: ★★★
Dirección: Eva Husson
Reparto: Odessa Young, Josh O’Connor, Colin Firth, Olivia Colman, Glenda Jackson, Sope Dirisu y Alfredo Tavares
Disponible: VOD Google Play

Muchos de los nombres que escuchamos en la pasada edición de Cannes 2021, uno de los títulos que generaba curiosidad era Mothering Sunday, por dos razones principalmente, por un lado, era por ser una adaptación de la novela de Graham Swift y el segundo punto era por el elenco donde aparecen nombres como Colin Firth, Olivia Colman y la gran Glenda Jackson, aparte de sus dos protagonistas que son promesas modernas de la actuación: Odessa Young y Josh O’Connor.

Ambientada en los condados natales de Gran Bretaña durante las entre guerras, donde las clases dominantes de mediana edad son silenciosamente afligidas por la miseria de que casi todos sus hijos hayan sido asesinados en los campos de batalla. La película está adaptada por la guionista Alice Birch de la novela de 2016 de Graham Swift y dirigida por Eva Husson.

Odessa Young interpreta a Jane, la criada de una gran casa gobernada por los tristes señor y señora Niven (Colin Firth y Olivia Colman) que siguen desolados por la muerte de sus hijos. Jane tiene una aventura secreta y apasionada con Paul, interpretado seductoramente por un Josh O’Connor brillante, este es hijo de los vecinos de los Niven, los Sheringham, quienes viven económicamente estables, y el Domingo día de las Madres, las familias se van a reunir en un almuerzo; dicho día a las sirvientas se les da libre. Jane tiene planeado ir a visitar a Paul  en una cita secreta ya que sus padres y sirvientes estarán fuera.

Paul es el único de su grupo de compañeros que ha regresado del Frente, y está agobiado por la culpa de ser un sobreviviente y además de que ahora se espera mucho de él: incluida una carrera legal prestigiosa y casarse con alguien que no sea una sirvienta. 

El filme tiene un aspecto encantador que se envuelve con el diseño de sonido que ayuda a elevar el material, además de estar bellamente diseñada y meticulosamente filmada e impecablemente interpretada; desde el punto de vista argumental tiene cosas interesantes que decir sobre la dureza emocional que necesita un escritor ya que el sueño de Jane es ser escritora.

Todo esto suena interesante, pero la forma en que se desarrolla la historia, el ritmo tan pausado y los saltos de tiempos hacer que la cinta se sienta dispersa y un poco indulgente en el desarrollo de los personajes principales, mientras que los secundarios no encuentran un espacio directo en la trama central, pese a tener un grupo de actores de peso como Colin Firth y Olivia Colman, que con lo poco que tiene a su manera, transmite todas las emociones que carga el personaje que es una rabia mezclada con una desesperación ante el dolor de la pérdida.

La historia de Jane del futuro no termina de funcionar con la trama central, todo ese argumento se siente como si fuera otra película, y ni hablar del salto final con la versión de Jane anciana que es interpretada por Glenda Jackson que literalmente es un cameo.

Mothering Sunday, es un filme que tenía todo el potencial para ser una gran película, desde una historia bastante interesante con un reparto impecable, pero Eva Husson nunca le saca partido y tampoco aprovecha todos los recursos que tenía para hacer un trabajo memorable: al final a pesar de rescatar varios aspectos admirables, la cinta termina siendo olvidable y pasajera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.