¿Cuánto vale la vida? | Review

Worth (2020)
Puntuación:★★★½
Dirección: Sara Colangelo
Reparto: Michael Keaton, Stanley Tucci, Amy Ryan, Tate Donovan, Laura Benanti y Talia Balsam
Disponible: Netflix

Más de un año después de su estreno en el festival de Sundance 2020, llega a la plataforma de Netflix el tercer largometraje de la directora Sara Colangelo (The Kindergarten Teacher y Little Accidents), filme que cuenta la historia de un equipo de abogados encargado de convencer a las familias en duelo tras los atentados del 11 de septiembre a inscribirse al fondo de compensación

Colangelo hace un estudio pausado y emocional debido al tema que trata, lo que permite a sus intérpretes ir más allá del melodrama y entrar en algo que se siente genuino, sin artificios ya que los personajes tendrán que ir entendiendo el valor humano más allá de una simple fórmula.

El ejemplo perfecto es con Michael Keaton, quien entrega una de sus mejores actuaciones como un hombre que aprende que las personas no pueden ser colocadas en fórmulas simples, y encuentra una manera de humanizar una historia que podría haber sido demasiado tosca en manos equivocadas sin llegar hacer demasiado cursi.

La película hace una crítica directa contra las decisiones que tomó el gobierno de los EE. UU., incluso antes de que la limpieza en el Pentágono y el World Trade Center realmente comenzara en serio, y las familias de las víctimas todavía buscaban a sus seres queridos desaparecidos.

La directora hace una mirada dura al gobierno, quien en ese momento se dio cuenta de que se venía una crisis inminente en forma de demandas contra las aerolíneas, debido a que las familias iban a demandar por millones de dólares, lo que detendría el comercio aéreo y diezmar la economía del país que ya estaba en jaque por los eventos ocurridos. Y así, días después del 11 de septiembre se formó Fondo de Compensación de Víctimas, y el abogado Kenneth Feinberg (Keaton) fue elegido para dirigir la misma.

Feinberg aplica la misma forma pragmática que había usado para resolver otros casos como el relacionado con el Agente Naranja, uno que literalmente aplica una fórmula que le da un valor en dólares a una vida. Pero, en este caso, en el lugar del evento había desde directores ejecutivos hasta ayudantes de camarero cuando fue atacado, y sus familias simplemente necesitan cosas diferentes para pagar las hipotecas, educación de niños, etc. Por lo tanto, una fórmula para las víctimas del 11 de septiembre que se determina en función de cosas como el salario, seguros de vida o ganancias proyectadas, no convence a las personas pese a que Feinberg intenta convencer a la gente de que es precisa y salvará a las familias de años de procesos legales. No sale bien.

Colangelo crea un filme lleno de compasión y sentimiento, eso se nota cuando la película comienza con contando historias de varias viudas, y nunca pierde ese sentido de toque humano, incluso si en algunas escenas se sienten un poco apresuradas o desordenadas con un propósito narrativo, llevando a la película a caer en varios artificios simplones y sin profundidad.  

Sin dudas la directora confía bastante en sus actores, quienes cargan el peso de la historia y los personajes están construidos con una humanidad, es aquí donde la cinta se sostiene gracias al trabajo de Keaton y el resto del elenco de apoyo especialmente de Amy Ryan.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.