Todos hablan de Jamie | Review

Todos hablan de Jamie es un musical que logra emocionar al retratar los sueños de un adolescente mientras se descubre así mismo

Everybody’s Talking About Jamie (2021)
Puntuación: ★★★★
Dirección: Jonathan Butterell
Reparto: Max Harwood, Richard E. Grant, Sharon Horgan, Sarah Lancashire, Shobna Gulati, Charlotte Salt y Ralph Ineson.
Disponible: Prime Video

Ver una película como Todos hablan de Jamie es algo muy importante, especialmente nos dice que algo como sociedad hemos avanzado, lástima que no pudiera llegar a cines como estaba previsto en un inicio, pero por suerte nos llegó a streaming, en este caso a Amazon Prime Video.

Todos Hablan de Jamie es toda una experiencia, por un lado, el filme habla de los sueños, en este caso el de ser un artista, pero no cualquier artista si no un Drag Queen, esos seres que brillan y bailan por las noches en las discotecas o en grandes eventos. El principal valor que tiene la cinta es su sinceridad y su grandilocuencia a la hora de abordar el tema, es verdad que puede parecer que la película lo pinte todo muy rosa y fácil de solucionar, pero ese detalle es lo que la hace especial; tampoco hay que olvidar que estamos ante un musical con todas sus reglas, así que en términos de seriedad no hay aquí.

Todos Hablan de Jamie es la ópera prima del director Jonathan Butterell, que entre canciones de pop británico y coreografías bien cuidadas nos cuenta la historia de Jaime, un aspirante a drag Queen (interpretado con un encanto por Max Harwood), que es una adaptación del musical de 2017 del mismo nombre con música y letra de Dan Gillespie Sells (de The Feeling) y un libro de Tom MacRae, que a su vez se basó libremente en el documental de la BBC Jamie; Drag Queen a los 16.

La historia logra mantener momentos muy humanos a pesar de la fantasía que bebe del musical, detalle que hace que como audiencia puedas conectar con el mundo Jaime, esos momentos son los que el personaje comparte con su madre, una mujer de clase trabajadora que solo quiere ver a su hijo feliz, por lo cual se sacrifica doblando turnos para poder pagarle una fiesta o se ve una foto de un tarro con un dinero ahorrado para poder comprarle unos tacones, o la forma en como le oculta que su padre lo aborrece por ser gay. Así que esos destellos logran crear un balance genuino.

No es para nada extraño ver como los mencionados zapatos de tacón sean rojos y tengan un peso en la historia, y eso sea el detonante para que Jaime logre construir su identidad y pueda volar por las nubes de su imaginación como cuando le preguntan qué quiere ser en un futuro.

Butterell logra sacarles provecho a los entornos por dónde camina Jaime, como son los recintos de la escuela, donde ocurren varios números musicales, el director transforma suavemente esos entornos banales a pasarelas de ensueño donde la fantasía aquí es una implicación, no solo de fama e influencia, sino de independencia y movilidad.

Todos Hablan de Jamie es una película que habla sobre crecer, encontrarse con sigo mismo y ser quien quieras como persona siendo ese el principal marco del personaje de Jaime, aunque tenga que atravesar momentos duros como la relación con su padre o sus dudas sobre su belleza como humano.

Entre todo esos sueños y pasiones que tiene Jaime conocemos a la drag Loco Channel, nee Hugo (impresionante trabajo de Richard E. Grant, de verdad que logra los momentos más hermosos del filme), sus líneas son tan bien cuidadas que logran sostener a Jaime, ya que es la persona que lo va a guiar a su cambio.

Hay que destacar como la cinta nos cuenta la vida de Loco Channel, realmente es el mejor de toda la película, este nos transporta a otra época y en modo de realización cinematográfica con una cinta VHS que documenta la vida de la reina a principios de la década de 1990).), pero hace explícita la conexión entre salir del armario, convertirse en drag Queen y activismo político. 

En el número «This Was Me», vemos a otras personas LGBTQ en la calle luchando por sus derechos, llamando la atención sobre un gobierno que los está abandonando durante la epidemia de sida, clubes siendo atacados por la policía, las imágenes granuladas y con fallas. “Todo el mundo habla de Jamie” es, digamos, lo suficientemente valiente como para argumentar que el placer y la política son inseparables. 

Todos Hablan de Jamie es una película desafiante, directa con lo que cuenta que no tiene miedo como que el sueño de Jaime es asistir al baile de graduación con un vestido. La cinta no tiene miedo en desafiar las conductas del género, las abraza y las hace suyas haciéndolas con personalidad, logra ir donde The Prom o Love, Simon no quisieron llegar

Todos Hablan de Jamie no es una obra perfecta, pero lo suficientemente redonda para ser una ópera prima, hay personajes que no están profundamente tratados, siendo relevantes en la historia de Jaime como lo son su mejor amiga Pritti, de quien no sabemos mucho de ella y de su vida o de Dean quien abusa de Jaime, pero al mismo tiempo genera cosas en ambos, pero el guion nunca lo trata.

Para concluir Todos Hablan de Jamie es un musical disfrutable, tierno y sincero, que entretiene de principio a fin, logra llevar al mundo queer a un espectáculo salido de las grandes discotecas gay. mención especial el tema que interpreta la estrella británica Sophie Ellis-Bextor con The Feeling.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.